Irene Sierra Marcos

DSC_7803

Irene Sierra “La Furriola”

Originaria de Extremadura, es la responsable de la Comisión Nacional de Ayurveda de COFENAT, la asociación de Terapias Naturales más representativa de España; la creadora, junto a su marido Matteo Cifariello, de este hermoso proyecto y directora de su propia compañía: “La Furriola” Teatro-Flamenco.

Desde la sencillez a la riqueza que ofrece la creatividad.

Licenciada en Física, con una alta sensibilidad, se interesó desde bien joven por el conocimiento de los recursos naturales de auto-regulación de los seres vivos y su interacción vibracional  con el entorno.

Defensora de aplicar las inteligencias múltiples en la vida cotidiana, combina en su trabajo naturaleza, arte y Ayurveda, la milenaria ciencia de la vida.

“Las personas no somos la rueda del engranaje de una gran máquina, somos seres completos con la necesidad de expresar diferentes facetas de nosotras mismas”

Ha ejercido como profesora de Física durante unos años y como profesora de Ayurveda desde 2005, en la Escuela Sol y Luna de Granada, hasta el momento en que inauguró su propia escuela aquí, en las montañas de Sierra Nevada.LOGO GREMIO DE ESCUELAS

Lugar donde acompaña grupos de formación profesional, tiene su consulta personalizada y donde organiza Retiros para conectar profundo con la naturaleza y con el potencial humano.

También ha desarrollado su profesión como bailaora y actriz, con un amplio recorrido internacional. Ha viajado por Europa, Centroamérica, Sudamérica e India; desarrollando su trabajo terapéutico y artístico en Teatros, calles, salas, Centros de Retiro, Escuelas y Universidades. También como voluntaria en diversos proyectos sociales y fundaciones. Compartiendo “escenario” con personas de muy diversa índole. Es así como conoció a Matteo y, años más tarde de su primer encuentro… volvieron a verse y se enamoraron…

“El escenario me hace respirar hacia afuera, para expandirme y compartir mi alegría con todo, también con las miserias humanas. Encontrar la risa y volver de nuevo a la consulta y al aula más humilde, entregada y consciente de que el fluir interno es uno de los más grandes tesoros de los que podemos disfrutar”

“Que el viento, bajo tus alas, te mantenga allí donde el sol navega y la luz camina”

enredadera